La ciencia de la piel

¿Qué es un suero y en qué se diferencia de un humectante?

por Jenn Sinrich
17 de marzo de 2020

Tu rutina diaria de cuidado de la piel tiene muchos pasos, por lo que podrías preguntarte si todos los productos son absolutamente necesarios. Por ejemplo, ¿de verdad necesitas un suero y un humectante ocupando espacio en el estante?

¡La respuesta es sí! Si bien ambos hidratan y revitalizan la piel, tienen funciones muy diferentes. Además, pueden (y deberían) usarse en forma simultánea para obtener resultados óptimos. Esto es lo que debes saber acerca de la diferencia entre los sueros y los humectantes.

Los sueros tratan problemas específicos, los humectantes hidratan la piel

Por lo general, los sueros son más concentrados y contienen altas dosis de ingredientes activos. Los humectantes, por otro lado, se dedican más a mantener la piel hidratada Sus ingredientes activos (especialmente vitamina C, ácido hialurónico, retinol y vitamina E) están formulados en dosis más altas para que puedan tratar problemas específicos de la piel como la hiperpigmentación y las líneas de expresión.

"Los sueros suelen ser más livianos que los humectantes ya que son más a base de agua y no suelen consistir de selladores más espesos", explica Hal Weitzbuch, M.D., dermatólogo del Calabasas Dermatology Center. "Estas propiedades facilitan su distribución y su absorción".

Generalmente, los humectantes dejan una sensación más pesada ya que contienen más emolientes y menos agua. A pesar de tener algunos de los mismos ingredientes activos que los sueros, el principal objetivo de los humectantes es, como lo dice su nombre, humectar la piel. Estos productos tienen la importante tarea de mantener la función de barrera de la piel para que sea menos vulnerable a los efectos de los radicales libres y las toxinas en el medio ambiente y a los daños causados por los hábitos de vida poco saludables.

Cómo se deberían usar los sueros y los humectantes

Como existe una diferencia entre los sueros y los humectantes, el Dr. Weitzbuch indica que la mejor forma de usarlos es juntos una o dos veces por día. "Los sueros se aplican en la piel para colocar ingredientes activos importantes en contacto directo con esta, y así maximizar la absorción", explica. "Los humectantes se colocan sobre el suero, preferentemente después de que se seque un poco, para ayudar a retener el agua y también a aumentar la absorción de los ingredientes activos del suero".

Las únicas ocasiones en las que el Dr. Weitzbuch recomienda usar solo los sueros es cuando la piel ya está bien hidratada o sea grasa; esencialmente, cuando usar humectante haga que parezca sobrehidratada. Por otro lado, los humectantes pueden ser efectivos por sí solos si lo único que se busca es hidratar (pero la mayoría de los tipos de piel se pueden beneficiar de un poco de suero también).

Cuándo tiene sentido no usar sueros

Si tu piel suele irritarse, descamarse, resecarse, o volverse roja o tirante, podría beneficiarse más de usar solamente humectante, ya que algunos de los ingredientes activos de los sueros (como los retinoicos o los hidroxiácidos) pueden exacerbar la irritación existente.

Con el cambio de estaciones, la cantidad de humedad en el aire puede causar una gran diferencia en los niveles de humedad de la piel. Es por esto que muchas personas tiene la piel más seca durante el invierno.  La edad es otro factor, ya que la piel de la mayoría de las personas se seca con los años, según Hadley King, M.D., un dermatólogo e instructor clínico de dermatología en Weill Medical College de Cornell University.

Algo que debes recordar acerca de los sueros es que un poco suele durar mucho. ¿Te acuerdas de lo que dijimos sobre la alta concentración de los ingredientes? Es ideal para extender la fecha de caducidad de un producto que suele ser un poco más caro que los humectantes habituales. Solo unas pocas gotas en la palma de la mano deberían alcanzar. Para completar la hidratación, ¡recuerda utilizar también el humectante uno o dos veces todos los días!

Mira la historia
  •  
    Elle Future of Beauty 2019
    Premiado
    $19.99
  • $16.99
  • De mayor venta
    $9.99 - $21.49

La ciencia de la piel

Jenn Sinrich es escritora independiente, editora y estratega de contenidos, y es apasionada por la belleza y la salud.

Creemos que te gustará

Publicaciones relacionadas

Cómo evitar ojeras y ojos hinchados
Las alergias, la pigmentación y el estilo de vida pueden influir en los ojos. Infórmate sobre las causas, los efectos y la prevención.
Piel grasa 101: Lo que debes saber
Esto es lo que necesitas saber sobre cómo se identifica y define la piel grasa, así como cuáles son las mejores formas de tratarla y prevenirla.
Jueves 15 de octubre
Conoce la diferencia entre el protector solar mineral y el químico
La confusión existe. Te ayudaremos a aclararla de una vez por todas.
Domingo 30 de junio
¿Por qué la exfoliación de la epidermis será un punto de inflexión para tu piel?
Nadie quiere tener una piel opaca, aspera o sin brillo. Por suerte, si tienes alguno de estos problemas, ¡puedes hacer algo al respecto!
Lunes 2 de diciembre
Domina la belleza con estos 6 consejos para el cuidado de la piel para personas que viajan a diario
Mantén la piel resplandeciente y saludable, incluso si viajas diariamente, y no dejes que la polución dañe la salud de tu piel. Explora nuestros 6 consejos de belleza de la piel para viajes diarios.
Mar. 24 de marzo